Evitar resfriados en otoño

Evitar resfriados en otoño

Durante esta época comienza a bajar las temperaturas, aparece el mal tiempo y con él, la llegada de los primeros resfriados.
Aunque el frío no trae por sí sólo el virus del resfriado, hace que estemos más expuestos a él por la tendencia a permanecer durante más tiempo en lugares cerrados, poco ventilados, y con más gente. Es precisamente el contraste entre las altas temperaturas de un lugar cerrado y lleno de gente, y las frías temperaturas del exterior, lo que puede provocar que bajen las defensas del organismo al intentar adaptarse tu cuerpo a ese cambio, poniendo así menos impedimentos a la entrada del virus.
Por eso, hoy te dejamos unos sencillos consejos que puedes poner en práctica para evitarte el malestar que puede producir un resfriado en esta época del año.
1. Mantén tus pies abrigados. Llevar puede provocar enfriamiento, y con éste, una bajada de defensas, por lo que si estás o ya has estado en contacto con el virus, aprovechará para quedarse contigo. Para evitarlo, es recomendable llevar buenas zapatillas para estar en casa y en la calle, calzado de suela aislante y calcetines de lana.
2. Lávate las manos varias veces al día. Tanto los resfriados como la gripe se contagian en gran medida por contacto directo. No es suficiente con mojarse simplemente las manos y secárselas rápidamente, sino que hay que frotarlas con jabón bien, y al menos, durante 20 segundos.
3. No te toques la cara. Las zonas más sensibles de entrada en tu cuerpo de organismos no adecuados son los ojos, la nariz y la boca. Por eso, los niños, que tienen mucha tendencia a tocarse el rostro, les convierte en blancos fáciles para este tipo de bacterias, y por eso suelen pasar más tiempo resfriados que los adultos. Además, los pequeños suelen ser más dados a contagiar la enfermedad durante los dos primeros días que los adultos.
4. No estornudes en tus manos. Es mejor estornudar en las mangas, o aún mejor, en un pañuelo de papel que puedas tirar a continuación. Así mismo, sería conveniente que los que te rodean hagan lo propio, o se protejan la boca con un pañuelo, para que no te contagien la enfermedad.
5. Descansa las horas necesarias. Es importante dormir las horas suficientes para mantenernos fuera del alcance de los resfriados y de otras enfermedades.

6. Cuidado con los espacios cerrados. Evita mantenerte en sitios de aglomeración de gente y con poca ventilación. Sal a la calle tomar el aire, aunque sea frío, mejor que exponerse al contagio en lugares abarrotados de gente.
7. Toma alimentos que te protejan. Aumenta el consumo de alimentos que te ayuden a potenciar tu sistema inmunológico como el ajo y el yogur. El ajo, gracias a alguno de sus componentes como la alicina, es un alimento que protege tu sistema inmune de un gran número de infecciones, mientras que el yogur te ayudará a producir más glóbulos blancos que te protegerán frente a las infecciones.

Si te ha parecido interesante, fórmate con el Curso para Auxiliar de Enfermería de CCC y aprenderás todo los necesario para ser el profesional que siempre has soñado.

 

Fuente:misremedios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *